Google ya construye los coches autónomos… ¿Qué fabricante seguirá sus pasos?

Que los tiempos cambian y la tecnología evoluciona, no es nada nuevo. Pues algo que nos parecía de película, un coche sin volante ni pedales, es ya una realidad. Son los llamados “coches autónomos” y detrás de ellos está, nada más y nada menos que, el gigante informático Google que acaba de presentar este prototipo. Un primer modelo sencillo, en el que caben dos personas y que alcanza poco más de 40 km/h, y, por supuesto, donde la selección del destino se realizará mediante un smartphone con una aplicación especial. ¿Cuánto tardarán otras grandes marcas de automoción en seguir los pasos de Google?

cochegoogle

Los coches autónomos son una realidad cada vez más cercana. Más cuando Google, ahora puede reconocerse también como fabricante de coches. La firma ya ha diseñado y desarrollado su primer coche autónomo y, según parece, podría estar listo en sólo un año. «(Los vehículos autónomos) no tendrán volante, ni acelerador, ni pedal del freno, porque no los necesitarán. Nuestro software y los sensores se encargarán de todo el trabajo», indicó el director del proyecto de vehículo autónomo de Google, Chris Urmson.

Por ahora Google ya nos muestra una primera versión que, contradiciendo la normativa sobre coches autónomos en varios estados de EE.UU., carece de los controles más simples, como son los pedales o el propio volante. Tampoco cuenta con mayores concesiones al confort, más allá de dos asientos, para centrarse en su evolución.

Google fabricará en breve 100 unidades que servirán como vehículos de pruebas para poner a punto el coche autónomo definitivo. Estas unidades sí que llevarán controles, además del botón de arranque y parada y un botón de parada de emergencia por si las cosas no fueran bien.

No sabemos si Google pretende comercializar este vehículo de desarrollo propio al gran público, o se centrará en su servicio como taxi autónomo o flotas de alquiler, ya que de ningún modo ofrecería un uso manual. Lo cierto es que su tecnología podría también servir de base para otros fabricantes que comenzarán a desarrollar su propio producto.

El coche autónomo eléctrico del gigante americano es de lo más sencillo. Es extremadamente pequeño pero amplio por dentro, sin concesiones al diseño, tal vez para integrar en un futuro sistemas de aparcamiento automático. Alcanza poco más de 40 km/h. Dentro sólo caben dos personas, y la selección del destino se realizará mediante un smartphone con una aplicación dedicada. El vehículo integra Google Maps y lógicamente se equipa con distintos radares y sensores para moverse. 

El prototipo presentado por Google es por lo tanto eléctrico, pequeño y muy compacto y tiene una apariencia de lo más futurista. «Los vehículos serán muy básicos -queremos aprender de ellos y adaptarlos tan rápido como sea posible- pero te llevarán adonde quieras ir pulsando simplemente un botón», apuntó Urmson.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *